Foro oficial de Tokio Hotel en Uruguay
 
ÍndiceFAQBuscarMiembrosGrupos de UsuariosRegistrarseConectarse

Comparte | 
 

 El sueño más dulce

Ir abajo 
Ir a la página : Precedente  1, 2
AutorMensaje
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jun 23, 2010 4:05 pm

pido disculpas!!!!
esoty con parciales!!!!
y con las olimpiadas de astronomia!!!!
((me escape un ratito del estudio))
para el lunes prometo el cap. 8
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
manetokita

avatar

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 07/03/2010
Edad : 24
Localización : Humanoid city!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jun 23, 2010 5:47 pm

OKOKOKOKOK!!jaja tu fc me hace acordar al mio que nunca
lo termine!!..
jaja..
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
pain-of-love

avatar

Mensajes : 148
Fecha de inscripción : 06/03/2010
Edad : 28
Localización : montevideo

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jun 23, 2010 7:12 pm

wowww de mas t kedo este capi
es uno de los q mas me gusto hasta ahora
Smile

uando puedas dubii otrooo xfaaaa
asi n tenemos q esperar tanto


besossss
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jun 23, 2010 8:33 pm

esta todo en mi cabeza, pero mi cabeza no lo quiere largar!!!
de verdad....les juro q resien hoy me tome un descanso del estudio, pase toda la semana morfando libros de astronomia xq tengo la segunda prueba el sabado....y si es parecida a la del año pasado va a estar salada!!!

PAIN GRACIAS!!!!

este capi lo tuve guardado xq no me gustaba como habia quedado hasta que un dia se me oprendio la lamparita y lo modifique.....y qdo asi!!!!

gracias a todas por los comentarios....de verdad me dejan re feliz, jajaja!!!
prometo q el lunes les subo el 8!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
pain-of-love

avatar

Mensajes : 148
Fecha de inscripción : 06/03/2010
Edad : 28
Localización : montevideo

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jun 23, 2010 10:11 pm

dale no te preocupes,estudia trankii
Smile


besossss

suerte en la pruebaaa!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Sáb Jul 03, 2010 8:03 pm

Capitulo 8

Me desperté a las diez y diez de la mañana. Con mucha pereza me levanté y me vestí, apronté las cosas para la facultad y salí de mi habitación. Antes de ir hacia la cocina a desayunar pasé por la habitación de mi madre. No había nadie, no había pasado la noche en casa. Fui hasta la cocina y me preparé café, y pan con manteca y miel. Puse agua a calentar mientras desayunaba. Cuando el agua hirvió la puse en el termo, después de terminar de aprontar el mate seguí desayunando. Limpié todo y me fui a ordenar el cuarto, y ya de paso agarré otro abrigo. Once y veinte me acomodé en el sillón a esperar a Tom. Durante unos momentos me puse a pensar sobre lo que había hablado con Bels, pero antes de que llegara a arrepentirme de algo, llamaron a la puerta. Tom sonreía, como de costumbre.
-Buen día.
-Buen día.
-¿Estas pronta?
Asentí. Agarré las cosas de la facultad, la matera y salimos. Subimos al ascensor.
-¿Qué llevas en eso? –Preguntó Tom, mirando la matera que colgaba de mi hombro.
-Esto es una matera y adentro tiene el mate. -Me miró confuso. -Busca en Internet que va a decir lo que es un mate.
-Decime vos. Buscar en Internet es demasiado trabajo.
-No se como explicarte. ¿Qué tanto trabajo puede ser buscar en Internet?
-Hay que estar mucho rato sentado.
Negué con mi cabeza en señal de reprobación, y Tom sonrió. Cuando el ascensor se detuvo Tom se dirigió hacia el estacionamiento.
-¿Por qué el auto hoy no está afuera?
-Nunca dejo los autos afuera. Ayer estaba porque había llevado a Andreas a su casa.
-Ah.
-No quiero decepcionarte pero hoy vamos en el Cadillac.
-No es decepción, a menos que sea más frío que el Audi.
Tom rió. Cruzamos frente a un Audi q7.
-A los alemanes le gustan los Audi.
Miró hacia donde yo estaba mirando.
-Es el de Bill. –Lo miré sorprendida. –Después del accidente lo hizo arreglar, pero nunca más lo usó.
Subimos al auto.
-Ahora me acordé. Fue el día antes de los premios Mtv, ¿no?
-Si.
-¿Por qué no lo usa si ya está bien?
-Tiene miedo de volver a accidentarse. –Dijo irónicamente. –Estoy seguro que estuvo a punto de decirme: “Voy a tener que llamar a Sarah Connor para que me dé algún consejo de supervivencia, porque el auto intento matarme.”
-No seas malo. –Dije, pero no me pude aguantar la risa.
Reímos un buen rato.
-¿A dónde vamos?
-Como sos muy susceptible al frío, te voy a mostrar todas las discotecas a las que generalmente vamos. Pero no vamos a bajar del auto, excepto para almorzar.
-Muy considerado de tu parte.
Sonrió. Miré por la ventanilla.
-Ah. –Dijo de repente. Lo miré. –Ahora que me acuerdo. Vos también me debes algo.
-¿Yo? ¿Qué?
-No me diste las letras traducidas.
-No he tenido tiempo.
-Excusas, excusas.
-He pasado todo el fin de semana con vos. ¿Cuándo se supone que iba a traducirte las letras?
Rió.
-Bueno, esta noche mientras yo hago la cena vos las copias.
-¿Eh?
-Si, esta noche cuando vayas a cenar a casa. Bill dice que lo de anoche fue abusivo y para compensarte dijo que te invitáramos a cenar.
-Ah. “Emmy ¿Queres ir a cenar a casa esta noche? Eso suena genial Tom, gracias por la invitación”.
-Chica sarcástica. –dijo mientras reía. –Perdón, tendría que haberte preguntado.
Sonreí. Aparcó el auto y bajamos. Entramos a un lugar pequeño pero con bastante gente. Nadie nos presto atención cuando entramos. Nos sentamos en casi la única mesa libre. Tom y yo nos mirábamos y reíamos. Parecíamos dos locos. Vinieron a tomarnos la orden. Tom me miró y yo negué con la cabeza. Pidió por los dos.
-¿Cada vez que salgamos voy a tener que pedir por vos?
-Mm…puede ser.
Nos sonreímos.
-Tu amiga es genial.
Sonreí.
-Y eso que solo hablaste un rato por teléfono. Si la conocieras en persona alucinarías.
Rió.
-Sabe muchas cosas sobre vos. –Me miró divertido.
-No me asustas. Bels nunca contaría algo mío.
Rió.
-Cierto. No soltó ni un pequeño secreto.
-Ninguno de mis secretos es pequeño.
Reímos. Nos trajeron la comida. Tom me había pedido una hamburguesa. Y para él una ensalada.
-Supuse que tendrías ganas de comer carne.
-Supusiste bien. –Sonreí.
Comimos en silencio. Cuando terminamos Tom pagó y nos dirigimos al auto.
-¿Algún día me vas a dejar pagar mi parte?
-Cuando no seas mi invitada.
-Ayer yo te había invitado y no me dejaste pagar.
-Porque yo te había invitado a tomar café.
-Pero yo te había invitado a salir. Eras mi invitado, yo tendría que haber pagado.
-No.
-Si.
-No.
-Si.
-Que no.
-Yo te digo que si.
-No.
-Si.
-Esta bien. Tenes razón.
-Ya sé. –Sonrió. –Bueno, ¿ahora a dónde?
-A la mejor discoteca de Hamburgo.
-¿Según quién?
-Pero que hoy te levantaste con ganas de pelear. –Reí –Me gusta como reís. –Lo miré. –Es que hay personas que parecen que están llorando en vez de riendo.
-Ah…entonces…gracias. –Rió –A vos también se te nota que te estas riendo. –Nos miramos y comenzamos a reír.
-Bueno. Ésta es. Abre jueves, viernes y sábados a la noche. –Aparcó, pero no dio señales de bajarse. –Adentro es re grande, y en la zona VIP podes bailar, así que a Georg le encanta. –Sonreí –Y lo más importante, los tragos son geniales.
-¿A qué te refreís cuando decís geniales?
-A que son muuy fuertes, y que saben muuy bien.
Sonreí.
-¿Por qué no vinieron acá el sábado?
-Porque Bill quería tener resaca el domingo.
-¿Eh?
-Cuando salimos Bill no toma mucho, porque yo sí. Entonces le toca conducir.
-Ah. Deberían turnarse.
-Es que casi nunca vuelvo solo.
-Entonces. Salen, vos tomas, te volves con la primera que se te cruza, y Bill es tu chofer.
-Si lo pones así suena egoísta.
-Es egoísta.
-Puede ser.
-Es.
-Puede ser.
-Es.
-Puede ser.
-Es.
-Tenes razón, es.
-Ya sé.
-¿Alguna vez le das la razón a otro?
-No. Yo siempre tengo razón. Cuando no la tengo no discuto. –Me sonrió.
-Bueno, todavía tenemos una hora. Vamos a ver la favorita de Gustav.
Arrancó.
-Esto es tan raro.
-No hablo español.
-Así que te diste cuenta porque no lo dije en alemán. –Alzó una ceja y yo sonreí maliciosamente.
-Me estas proponiendo matrimonio, por eso lo decís en español.
Reí.
-Sólo dije que esto es muy raro. Te conocí el viernes, y hemos salido todos los días.
-Más el sábado cuando fuiste a casa a la mañana, y de tarde cuando yo fui a tu casa, y la fiesta, y las películas anoche. Tenes razón, es muy raro.
-Viste, siempre tengo razón. –Rió. -¿Por qué es la discoteca favorita de Gustav?
-Porque sólo pasan música. Vas, te sentas, tomas y escuchas música.
-Suena bien. –Se encogió de hombros.
-Depende el humor que tengas. ¿Tu facultad queda lejos de acá?
-¿Se supone que sé eso?
Rió.
-En la guantera hay un mapa.
Lo saqué y busqué.
-Mm… acá esta la facultad. ¿Dónde estamos nosotros?
-¿El mapa no tiene el cartelito que dice “Usted está aquí”? –Reí. –A ver… no estamos tan lejos. Te muestro la discoteca y después te llevo. ¿Te parece bien?
-Suena bien.
-¿A qué hora salís?
-A las seis y veinte, más o menos.
-Te voy a estar esperando.
-Me da miedo que lo digas así. –Reímos.
-Ésta es. La favorita de Gus. No es tan grande como la que te mostré antes, pero esta buena. Es más tranquila, te relajas más.
-Ah. ¿Después de la facultad vamos a seguir viendo discotecas?
-¿Te aburriste?
-No. Pero yo no salgo a discotecas.
-Yo te invito a venir con nosotros cuando quieras.
-Bueno. Pero… ¿qué vamos a hacer después de la facultad?
-No sé. Después vemos.
Comenzamos el camino hacia la facultad.
-¿Sabes manejar?
-Si mi padre me enseño en el auto de él.
-¿Qué auto tiene?
-Un Citroen Symbol.
-Es un auto lindo. –Asentí. –Cuando lo necesites podes usar el Audi de Bill.
-No vayas a ofrecer uno de tus autos. –Rió.
-Yo sí uso mis autos. Bill no usa el Audi.
-Igual. No les voy a pedir un auto si los acabo de conocer. Además me da miedo manejar acá.
-¿Miedo? ¿Por qué?
-Es muy grande. Capaz me pierdo. No te rías mío. Además si el auto es prestado voy a manejar despacio, y me voy a poner nerviosa.
-¿Y después de decirme eso esperas que no me ria?
-Si. Es una falta de respeto que te rías de mí.
-Voy a tratar de no hacerlo.
-Me parece muy bien. Gracias.
Sonrió. Mire por la ventanilla, todavía asombrada por lo raro de la situación. Pero así y todo, era de lo más normal.
-¿En tres meses no te hiciste ningún amigo en la facultad?
-¿Amigos? No. Me llevó bien con algunos de los compañeros.
-¿Sos antisocial? –Preguntó divertido.
-Mm… un poco. Es que todavía me siento rara acá. No encajo.
-¿Por qué pensas eso?
-Es tan diferente a Uruguay. Allá la gente es más cálida, es más alegre, más simpática. Todos somos “amigos”. –Me miró confuso. –A ver… te lo explico pero no te podes reír de lo que te voy a contar.
-Voy a tratar.
-Una vez estaba volviendo de estudiar de la casa de una compañera y me estaba haciendo encima – Sonrió, pero se aguantó la risa. – Estaba lejos de mi casa, y no me aguantaba más. Así que tuve que pedir en una peluquería para entrar. Me dejaron pasar, cuando me fui obvio se reían pero…la cosa es que no creo que pase eso acá. Es tan grande, las personas no se preocupan tanto por el que tienen al lado.
Tom intentaba decir algo, pero las palabras no le salían. Comenzó a reír.
-Dijiste que no ibas a reír.
-Dije que iba a tratar de no reír, no que no lo iba a hacer. –Lo maté con la mirada, y él seguía riendo. –Bueno, llegamos.
-Ajá. Gracias.
-Acordate que te vengo a buscar.
-Si.
Me incline y le dí un beso en cada mejilla. Sonreí y bajé del auto.
-Wow. ¿Quién es el divino del Cadillac?
-Hola Natalie. Es mi vecino.
-Pensé que no había nadie en el apartamento de enfrente.
-Estaban de viaje. Vive él y su hermano. ¿Entramos?
-¿Y si nos quedamos acá?
-Ya que estoy acá voy a entrar.
-Dale, soy yo la que sale perdiendo. Porque vos sos oyente.
-Hola chicas.
-Hola Lukas. Decile a Emmy que no hay que entrar a clases.
-Vos nunca queres entrar Nat.
Reí, y Natalie hizo puchero. Al final entramos a clases. El resto de la tarde continuo normal. Natalie suplicando para no entrar a clases, mientras Lukas fumaba y yo tomaba mate. A las seis y veinte salimos de la última clase.
-Los lunes son tan aburridos.
-Los martes, miércoles y viernes también.
-Por suerte los jueves tenemos libre sino me muero.
-Deberían quejarse menos.
-Para vos es fácil. No tenes que esforzarte ni la mitad de lo que nosotros.
Reí. Llegamos a la entrada y vi a Tom apoyado en el capó de su Cadillac. Cuando me vio sonrió, le devolví la sonrisa.
-Uh, el vecino la vino a buscar.
Maté a Nat con la mirada.
-Los veo mañana.
-Que pases bien.
-Ay Lukas, con ese tipo divino, en ese Cadillac, lo va a pasar genial.
Les di la espalda mientras reían.
-Hola.
-Hola. Te dije que iba a venir. ¿Esos son los compañeros con los que te llevas bien?
Asentí. Subimos al auto.
-¿Cómo se llaman?
-Natalie y Lukas.
-Ah. ¿También vienen de oyentes?
-No. Soy la única oyente.
-Ah. ¿Qué queres comer?
-No sé. Lo que te quede más rico.
-Todo lo que yo cocino queda rico.
Alcé una ceja escéptica, y Tom rió.
-¿Hablaste ayer con Bill?
-Si.
-¿Me vas a decir que te dijo?
-Me cree, pero no confía en mí. –Lo mire confusa. –Me creyó cuando lo dije que no pienso estropearlo, pero no confía en que lo logre.
-Por lo menos es un comienzo. –Se encogió de hombros. –Con el tiempo se lo demostraras.
-Supongo.
Continuamos en silencio.
-¿La vas a llamar a Bels hoy?
Sonreí.
-Si. Pero hoy le toca hablar a Bill. –Hizo puchero. –En julio voy a ir a Uruguay, si queres venís y la conoces.
-Mm…suena bien. Tal vez nos tomamos vacaciones y vamos.
-Bels y Pame van a enloquecer.
-¿Por qué recién en julio vas?
-Porque en las dos primeras semanas de julio allá hay vacaciones. Además está el mundial de fútbol.
-¿Tu país entró?
-Si. Está en el primer grupo. Le toca debutar con Francia, después juega con Sudáfrica y México. –Me miró sorprendido. -¿Sos de los que piensa que las mujeres no saben de fútbol?
-Yo no sé de fútbol así que…no opino. ¿Vas a ir a ver el mundial allá?
-A partir de octavos de final. Espero que Uruguay pasé. Le tengo fe.
-Yo le tengo fe a Alemania.
-Como para no. Tienen tremendo cuadro. Tienen a Ballack, a Klose, a Podolski…
-Bueno, no puedo decir que no sabes de fútbol.
Reí. Continuamos el camino en silencio. Aparco el auto en el estacionamiento, subimos al ascensor.
-Yo paso primero por casa y después voy.
-Bueno, si te queda mejor.
-¿Qué tengo que llevar para la cena?
-Nada. Sos nuestra invitada.
-Ayer ustedes eran mis invitados pero llevaron pizza.
-No lleves nada. Si llevas no lo pienso usar.
-Esta bien. Pero sólo porque no estoy segura de si hay comida en casa.
Sonrió.
-¿Arreglaste las cosas con tu madre?
-No la he visto.
-Deberían hablar. –Sonreí. El ascensor se detuvo. –Entonces, en un rato vas.
-Ajá. Nos vemos.
Entré al apartamento. Me dirigí a mi habitación, dejé las cosas de la facultad arriba de la cama. Fui hacia la cocina. Saqué el mate y el termo y lo dejé encima de una repisa. Revisé los estantes y la heladera. No había nada. Agarré mis cosas y bajé al súper. Compré dos refrescos y un Martini. Subí al ascensor, antes de que las puertas se cerrarán entró una mujer. Me miró fijo.
-Hola Emmy.
-Hola mamá.
-¿Qué compraste?
-Algo para tomar.
-¿Ya comiste?
-No. Pero voy a comer con Bill y Tom, los vecinos.
-Ah. Se están llevando bien. Me alegro.
No respondí, me limité a pasar mi mirada por el ascensor. Hasta que se detuvo. Bajamos y yo me dirigí al apartamento de los chicos.
-¿No vas primero a casa?
La miré.
-No. Le dije a Tom que iría.
-Bueno. Esta bien. Te veo después.
Le di la espalda y golpee la puerta de los chicos. Me atendió un sonriente Bill.
-Hola Bill.
-Hola Emmy. –Miró por encima de mi hombro. -¿Esa es tu madre? –Asentí. –Hola. –Dijo saliendo a su encuentro. –Soy Bill.
-Hola –dijo mi madre confusa. –Soy Sarah.
-Es un placer conocerla. –Bill se acercó y le tendió la mano.
-Igualmente.
-Su hija es muy simpática.
Mi madre sonrió y me miró. Baje la mirada.
-Ella es increíble.
-¿Usted pensaba cenar con ella? Porque nosotros la habíamos invitado, pero si quiere lo dejamos para otro día.
-No me trates de usted, no soy tan vieja. –Bill sonrió –Si ya quedaron en que cenaban juntos, no les voy a estropear los planes.
-Bueno. –Me miró. –Espero verla pronto.
-Lo mismo digo.
Se despidieron. Mi madre se dirigió hacía nuestro apartamento y Bill vino hacía donde yo estaba.
-¿Entramos? –Asentí. –Tu madre es simpática.
-Supongo. ¿Tom ya está cocinando?
-Si. Vos te quedas con él en la cocina, y yo hablo con tu amiga, ¿te parece?
-Suena bien.
Nos dirigimos hacia la cocina donde estaba Tom cocinando. Nos sonreímos. Miró la bolsa de supermercado.
-Te dije que no trajeras nada porque no lo iba a usar.
-No iba a venir con las manos vacías. Son un par de refrescos, y un Martini.
-Ah, pero si era por el alcohol quedó lo de la fiesta.
-No voy a responder a eso.
-¿Vas a llamar a tu amiga?
-Si Bill, la voy a llamar.
-¿Ahora?
-No seas impaciente Bill, deja que se siente, por lo menos.
-Esta bien, Tom. Vos ya hablaste con ella, pero Bill esta ansioso.
-Ella tiene razón Tom.
Marqué el número de Bels.
-Hola Emmy.
-Hola Bels. ¿Todo bien?
-Todo bien. ¿Vos?
-Todo bien. Eh…Bill quiere hablar con vos.
-Genial. ¿Me pasas con él?
-Si. Sonas tranquila ¿Estas bien?
-Mm…como estaba muy nerviosa Pamela y Karen me obligaron a tomar un diazepam.
-¿Qué? –Dije entre risas -¿En serio tomaste diazepam? ¿Vos que no tomas ni un perifar aunque se te parta la cabeza en dos?
-Lo que me falta es que vos te pongas a romperme lo que no tengo. ¿Me pasas con Bill?
-Si.
Alargué el celular a Bill, que estaba esperando ansioso.
-¿Hola?
“Si eso no lo dejó sordo, tiene unos tímpanos irrompibles.” Pensé, asombrada por los pulmones de mi amiga, incluso después del diazepam. Bill se fue hacia la sala y yo quedé en la cocina con Tom.
-¿Qué cocinas?
-Mi receta secreta.
Lo miré y alcé una ceja.
-¿Tu receta secreta? ¿Es que también sos chef y no sabia? –Rió. –En serio, eso se lo permito a alguien que vive de cierta comida que nadie sabe lo que tiene o como se hace, no a un guitarrista que trata de impresionar a su nueva vecina.
-Hiere mis sentimientos señorita.
-No me importan sus sentimientos.
-Es usted muy cruel. Es usted una bruja.
-Le agradezco el cumplido.
-Volviendo a la realidad… ¿me vas a traducir las letras?
-Bueno… ¿cuáles queres?
-Mm… las que escuchamos y la del Cadillac. Ahí arriba tenes para escribir.
Me senté e hice memoria. La primera canción que le copie fue “Cadillac Solitario”, después copié “Canción de cuna para vidas en jauría” y “La oportunidad”. Y de Trotsky copié “Llueve”, era la única que me sabía del último Cd.
-Terminé.
-¿Cuantas copiaste?
-Cuatro. Tres de Buitres y una de Trotsky Vengaran.
-¿Sólo cuatro?
-Si queres más conseguite un traductor.
-Ir a la facultad te pone de malhumor.
-Puede ser. El hambre también me pone de malhumor.
-Ya casi esta. Además Bill esta hablando, no creo que tenga ganas de soltar el teléfono.
-No creo que Bels tenga ganas de soltar el teléfono. ¿Precisas que te ayude con algo?
-No. Ya casi termino. Además sos mi invitada, no podes cocinar.
-Sos muy cortes con tus invitados. Yo no, “¿queres agua? Anda y servite”.
Rió.
-¿Emmy? –Miré a Bill, que acababa de entrar a la cocina. –Bels quiere hablar con vos.
-Hola.
-Te amo.
Reí.
-Causo esa sensación en las personas.
-Es divino.
-Puede ser.
-¡No lo mires! Me pertenece.
-Uh…obsesiva.
-En serio. Es un amor. –Suspiró. –Olvídate de venir en vacaciones de julio acá. Los quiero conocer.
-¿Estas loca? Yo voy a mirar el mundial allá. Vendrás otro día.
-Te odio.
-Causo esa sensación en las personas.
-¿Me lo cas a cuidar?
-¿Me viste cara de niñera?
-Te detesto, en serio.
-No se porque…pero no te creo.
-¿Cuándo termina el mundial?
-El once de julio.
-Es el último domingo de las vacaciones. Me arruinaron.
-Bastante.
-Te odio… ¿Qué hacías mientras yo hablaba con Bill?
-Le estaba traduciendo unas letras a Tom.
-Ah. ¿Cuáles?
-“Llueve” de Trotsky, “La oportunidad”, “Canción de cuna para vidas en jauría” y “Cadillac solitario” de Buitres.
-Ah… me hiciste acordar ¿Sabes que descubrí el otro día?
-Que Guillermo Peluffo de Trotsky y Gabriel Peluffo de Buitres son hermanos.
-No. ¿Quién no sabe eso?
-Ah…ya sé. Descubriste que Gabriel Peluffo trabaja en el Pereira Rosell. Trabaja en el piso 7, “Infecciones y contagios”.
-No. ¿Cómo sabes eso? Solo te falto los días que trabaja.
-Trabaja los miércoles. Yo sé todo. ¿Lo dudas?
-No. Después de esto nadie lo duda. ¿Ahora te puedo decir lo que descubrí?
-Si, dale.
-“Cadillac solitario” no es de Buitres.
-No, es de 11 Tiros. Pero al cantante no le gusta entonces se la regalo a Gabriel.
-Serás idiota. –Reí. –Te estoy hablando en serio. Es de un español, un tal Loquillo. Cuando Buitres estuvo en Madrid la cantaron juntos.
-¿En serio? Yo me jugaba la cabeza que era de Buitres. ¿Cuál versión está mejor?
-Son iguales. Hicieron tipo cover, no hicieron un remix. Aunque con la voz de Gabriel suena mejor.
-Es la costumbre. Supongo que los españoles piensan que suena mejor con la voz del tipo ese que me dijiste.
-Loquillo. Si, puede ser. Che, en serio, me asusta. ¿Cómo sabias todo eso?
-¿Eh? Me tengo que ir, otro día te cuento.
-Te odio.
-Saludos.
Colgué. Estaba sola en la cocina. Mientras hablaba con Belén vi como Tom y Bill llevaban cosas para arreglar la mesa para la cena.
-¿Colgaste?
-No todavía estoy hablando.
-El sarcasmo no te queda bien. De verdad, amable sos más linda.
-¿Y se suponía que no intentabas impresionarme?
-¿Te impresiono?
-No. Yo dije que intentabas, no que lo lograbas.
Sonrió y me indicó que lo siguiera. La mesa estaba pronta y la comida servida.
-¿Y lo que yo traje?
-Te dije que no pensaba usar nada de lo que trajeras
Nos sentamos y comimos, mientras escuchábamos a Bill, que al igual que su hermano había quedado alucinado con mi amiga. Después de cenar, Tom me acompaño hacía la puerta.
-No puedo creer que me lleve esto de vuelta para casa.
-Te dije. –lo maté con la mirada. -¿Mañana tenes que ir a la facultad?
-Si. Voy lunes, martes, miércoles y viernes.
-Ah. ¿Queres que te lleve?
-Eh… si no tenes otra cosa para hacer.
-Genial. ¿A qué hora entras?
-A la misma hora de hoy, pero salgo más temprano, cinco menos diez.
-Ah. Mañana me tenes que decir lo que es mate.
-Bueno, después veo como hago.
Me dio un beso en cada mejilla.
-Te veo mañana. Te paso a buscar a la misma hora.
-¿Me vas a llevar a almorzar?
-Si. ¿No queres?
-Voy, pero con una condición –Me miró, aunque de seguro sabía lo que era. –Yo invito.
-No. Sos mi invitada. –Lo maté con la mirada. –Bueno, a medias.
-Mañana arreglamos. Nos vemos.
Me dirigí hacía mi apartamento. Aunque sabía que Tom seguía ahí, no me di vuelta. Entré. Mi madre estaba hablando por teléfono. Deje rápidamente la bolsa en la cocina. Fui a mi habitación, agarré ropa y me metí en la ducha. Salí dos horas y media después. Me sequé el pelo en el baño. Y sin siquiera fijarme donde estaba mi madre me fui a dormir.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Sáb Jul 03, 2010 8:05 pm

LES PIDO MIL DISCULPAS POR NO CUMPLIR MI PROMESA!!!!!!

el domingo se me acabo el internet en casa, y no pude subirlo!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
manetokita

avatar

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 07/03/2010
Edad : 24
Localización : Humanoid city!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Sáb Jul 03, 2010 8:49 pm

Hay mariii!!!..me..E-N-C-A-N-T-A!!!!!!!..jaja.hay si yo ya estava preocupada x la demora!!...pero enserio me encanta!!..y me encanta cuando se pelean!!..jaja bueno, espero q subas otro pronto!!..cuidate!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Dom Jul 04, 2010 1:59 am

yo pense q iba a entrar e iba a encontrar a todas mandandome a..a..a..Sudafrica ((por no decir otra cosa)) por no subir el capi!!!!
ni idea cuando voy a poder subir el proximo.....hoy aproveche q fui a lo de mi padre y me lleve el cap para subirlo!!!! ni bien pueda subo el 9!!!!

gracias por los comentarios!!! son divinas!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
pain-of-love

avatar

Mensajes : 148
Fecha de inscripción : 06/03/2010
Edad : 28
Localización : montevideo

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Dom Jul 04, 2010 11:42 am

estaaa dee massss el capi
te kedo a full!!!!
me estaba kedando loca entraba a cada rato al foro para ver si habias subido el capi jeje
tu fic me proboco adiccion je Smile

cuando puedas subi otrooo

besosss
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Lun Jul 12, 2010 3:28 pm

ay gurisas....tengo una noticia buena y una mala:

buena: pasé a la tercera etapa de las olimpiadas de astronomia!!! wiiii

mala: no subo cap hasta despues de hacer la prueba....el 24!!!! sorry!!!

la espera valdra la pena!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
manetokita

avatar

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 07/03/2010
Edad : 24
Localización : Humanoid city!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Lun Jul 12, 2010 3:31 pm

awwwwwwwwwwww!!!!!!!..q super q pasasteeeeeeeeeeee!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!..felicidadess!!......bueno tendremos q esperar entonces... u.u..pero q super q pasastee!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
romib_kaulitz01

avatar

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 05/03/2010
Edad : 27
Localización : .::Humanoid City::.

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Lun Jul 12, 2010 10:10 pm

ayy de veras amo tu fic, esta demaas!!
bueno, no te preocupes nosotras esperamos... y la verdad q vale la pena por esperar este fic!! ^^!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jul 28, 2010 6:46 pm

Capitulo 9

Abrí los ojos. Eran las diez y media. Me levanté. No tenía idea de donde estaba mi madre, así que hice todo lo que tenia que hacer en mi cuarto antes de salir. El apartamento estaba vacío. Desayuné tranquila, sin apuro. Después apronté el mate.
“¿Cómo carajo le explico lo que es un mate?”, pensé. Miré la hora, eran las once y veinte. Limpié todo en la cocina. Dejé todo en la sala y fui al baño. Estaba mirando con cariño mi cómodo sofá cuando tocaron la puerta. Agarré mis cosas y abrí.
-¿Otra vez llevas el mate?
-“Hola Emmy, ¿Cómo estas? Yo bien, ¿vos, Tom? Todo bien, ¿otra vez llevas el mate? Si Tom, siempre llevo el mate.”
Rió.
-Es más fácil cuando uno sólo se encarga de la conversación.
-Pero es más divertido escuchar como pronuncias “mate”.
Sonrió.
-¿Vamos?
Asentí. Fuimos al ascensor.
-Hoy vamos en el Audi. ¿Queres?
-¡Si!
-Eso es favoritismo.
-Yo nunca dije que no lo fuera. Además de seguro vos tenes tu favorito.
-Mm…-dijo mirando el techo, como quien no quiere la cosa. –El Cadillac.
-Wow. Es increíble, coincidimos en todo.
Reímos. El ascensor se detuvo. Nos dirigimos al estacionamiento. Tom me abrió la puerta del deportivo, mientras él daba la vuelta tiré las cosas de la facultad hacia atrás y puse la matera en el “suelo”, entre mis piernas.
-El mate me intriga. –Reí. –No te rías de mi pronunciación. Yo no se español.
-No me reía de tu pronunciación. –Me miró y alzó una ceja. –Bueno, no me reía solo de tu pronunciación.
-¿Es qué no me puede intrigar?
-Después de comer probas, ¿te animas?
-Obvio. Mientras tenga la oportunidad, yo pruebo lo que venga.
-Me gustaría saber que cosas has probado.
-Es un secreto.
-Uh, cuanto misterio. –Rió. –Cambiando de tema como los locos. –Me miró confundido. –Es una expresión que usamos en mi país.
-Ah. ¿Cómo una expresión típica? En todos los países tienen.
-Claro. Bueno, ¿te gustaron las letras?
-Si, están buenas. Me gustó la del Cadillac.
-“Cadillac solitario”. Bels me dijo ayer que esa canción no es de Buitres, la banda que yo te dije. Es de Loquillo, un cantante español.
-Ah. Al final, hay cosas que no sabes.
-Más de medio Uruguay no sabe que esa canción no es de Buitres.
-De todas maneras, vos no lo sabías. –dijo satisfecho. –Me dijo Bill que ayer conoció a tu madre.
-Si. Yo me la encontré en el ascensor.
-¿Por qué no cenaste con ella? No nos íbamos a enojar.
-Porque no quería.
-¿Cuándo volviste hablaste con ella?
-No. Me fui a bañar, y salí como tres horas después, y me fui directo a mi habitación. Hoy cuando me levanté ya se había ido.
-Tenes que hablar con ella.
-Ella no quiere hablar conmigo. –Me miró serio. –De verdad, si ella quisiera ya lo habría hecho. Me obligaría a sentarme a escucharla, hasta que la entienda.
-Me parece que está bien. –Lo maté con la mirada. –Si vos te cerras y no queres escucharla, es la única opción que tiene.
-¿Podemos hablar de otra cosa?
-¿Cuál es tu película favorita?
-“Alice in wonderland”
-Nosotros hicimos una canción para el soundtrack. Se llama “Strange”, la hicimos junto a Kerli.
-¿Quién?
-Una cantante de Eslovaquia, ¿o Eslovenia? ¿O Checoslovaquia? Ahora no me acuerdo. Después le pregunto a Bill. –Reí. –No importa de donde es. La canción quedo muy buena, y ella canta muy bien.
-La escuché. Está mucho mejor que la de Avril Lavinge.
-¿Por qué no te gustó?
-Grita mucho. –Rió –Es mi humilde opinión. ¿Cuál es tu película favorita?
-Hoy las preguntas las hago yo. Mañana te toca a vos.
-No deberías leer tanto “Crepúsculo”.
-¿Eh?
-En el libro “Crepúsculo” después que Bella se entera que Edward es vampiro hay un día en que le hace preguntas. Al otro día, él le hace las preguntas a ella.
-¿Te gusta esa saga?
-Me encanta. Pero la de “Harry Potter” me gusta más.
-¿Te leíste todos los libros?
-Si. Los de las dos sagas. El último de Harry Potter lo leí en tres días. Porque mi madre no me dejaba tranquila, entonces demore mucho. Y mi record se rompió con “Eclipse” el tercero de la saga “Crepúsculo”, lo empecé un sábado a las once de la noche, y lo terminé el domingo a las dos de la tarde.
-¿No dormiste? –Negué con la cabeza. –Ahora te creo eso de que amas leer. –Reí. -¿Quién es tu escritor favorito?
-Federico Ivanier. Es un escritor uruguayo. Generalmente escribe ciencia ficción, pero hay uno, que se llama “Lo que aprendí acerca de novias y fútbol”, que está genial, cada vez que lo leo me río como si lo leyera por primera vez. Es mi favorito.
-¿Han traducido sus libros al alemán?
-Creo que no. Pero si algún día aprendes español te lo presto.
-Genial. ¿Banda favorita?
-Trotsky Vengaran, Buitres, La Trampa, El Cuarteto de Nos, todas esas son de Uruguay. Me encanta La Ley, era una banda chilena, se separó hace unos años.
-¿Cuáles he escuchado?
-Trotsky Vengaran y Buitres. El cantante de Buitres es pediatra, y es el hermano mayor del cantante de Trotsky, que trabaja dirigiendo comerciales en Chile. También dirige los videoclips de algunas bandas uruguayas. Dirigió “Maldición” de La Trampa.
-No entendí mucho lo que dijiste, pero vamos a dejarla ahí.
Reí. Quedamos en silencio, mientras el Audi paseaba por las calles frías. Llegamos a un restaurante diferente del día anterior. Estaba casi vacío. Nos sentamos al lado de la ventana, desde donde Tom no perdía de vista su auto.
-¿Ordeno por vos? –Preguntó cuando vió a la mesera acercarse. Asentí. –Hoy pedí lo mismo para los dos.
-Así que, nada de carne. –Negó con la cabeza. -¿Cuándo es su próxima gira?
-No me sé la fecha. –Sonreí. –Sólo sé que este viernes tocamos en México.
-Genial.
-Si, estamos ansiosos. No tenemos idea de cómo puede ser.
-Les va a ir genial. ¿Vuelven a su casa?
-No. Bueno, no a ésta. Vamos a Magdenburg, pasamos unos días con mamá, visitamos a nuestros perros, y después la gira por Asia.
-¿Tienen perros?
-Pensé que me ibas a preguntar si teníamos mamá. –Reímos. –Si, son nuestros bebes. Gustav también tiene uno, se llama Bruno. –Reí. –Todos pensamos igual que vos.
Reímos los dos. Nos trajeron la comida.
-¿Es lo mismo que cocinaste anoche?
-Si. Para que te des cuenta que yo cocino más rico.
Aunque no lo admití, a Tom le había quedado más rico. Cuando terminamos pedimos la cuenta.
-Disculpa. –Tom miró a la camarera, mientras yo buscaba mi plata. -¿Me darías un autógrafo?
-Claro. ¿Cómo te llamas?
-Elizabeth.
-Listo.
-¿Una foto es demasiado?
-Claro que no. –Dijo sonriendo, luego me miró. -¿La sacas?
Asentí. Después de la foto, pagamos (por ser Tom nos hicieron un increíble descuento, a pesar de las quejas de éste), y salimos antes de que alguien más se diera cuenta.
-¿Te pasa seguido?
-Si saliera a comer afuera seguido capaz que si. Pero generalmente pedimos a domicilio, o cocinamos nosotros. Todavía es temprano, ¿damos una vuelta?
-Suena bien. ¿Te molesta que te pidan autógrafos, y fotos?
-Depende la situación. En este caso no me molesta, pero hay veces que son inoportunos. Si hubiera estado comiendo, o en mitad de una conversación capaz si. Bill adora que le pidan autógrafos y fotos. Es el sueño de su vida.
-¿Sólo el sueño de él?
-No. Pero tanto Gustav como Georg prefieren pasar desapercibidos. Les sale bastante bien. –dijo riendo.
-Quiero escuchar esa anécdota.
-Una vez estábamos comiendo en un restaurante los cuatro solos y se acercaron dos chicas. Nos pidieron fotos y autógrafos. Pero sólo a Bill y a mí. Nunca se dieron cuenta que estaban Gustav y Georg. Todavía hacemos bromas con eso. Pero los cuatro sabemos que esas no son verdaderas fans.
-¿Y a vos? ¿Te gusta pasar desapercibido?
-Depende la situación. Hay veces que está muy bueno ser el centro de atención. Mira, esa es la plaza más grande de Hamburgo.
-¿Acá se hacen los festejos?
-¿Qué festejos?
-No sé. En Uruguay se festeja cuando un partido político gana. Se festeja cuando un cuadro de fútbol gana. Todo lo que se puede festejar se festeja. En Paysandú los festejos grandes son en la Plaza Artigas, que es la más grande.
-Ah. ¿Dónde es eso?
-¿Paysandú? Otro día te muestro en un mapa. Es la ciudad de donde soy yo.
-Ah…hablando de enseñarme cosas… ¿qué pasó con el mate?
Saqué el mate. Tom intentaba manejar y no perderse detalle de lo que yo hacia. Cebé el primero, y dejé que la yerba chupara el agua. Cebé el segundo y tomé. Cebé el tercero y se lo di a Tom.
-¿Y qué tengo que hacer?
-Chupar por eso, que se llama bombilla.
Tom me miró desconfiado pero me hizo caso.
-¡La puta madre! ¡Está re caliente! –Empecé a reír. - ¿Cómo podes tomar esto?
-No está tan caliente. –me mató con la mirada, mientras yo seguía riendo. –Bueno, si está caliente pero…después se enfría un poco. Además se tiene que tomar caliente.
-¿Y para qué sirve?
Terminé el mate que Tom, obviamente, no había querido terminar.
-Para dejarte los dientes amarillos, para darte dolores de cabeza y ponerte nerviosa cuando no podes tomar. Además de que es totalmente antihigiénico, porque todos toman de ahí. ¿Qué se yo para que sirve? Es parte de mi cultura. De tres millones de uruguayos, dos millones novecientos noventa mil, toman mate.
-¿Entonces es como un vicio? No sirve para nada.
-Es mucho mejor que fumar.
-Yo fumo. Bill también.
-Ya sé.
Cebé otro mate y tomé.
-¿No te quemas?
-Si, pero ya me acostumbré. Además son los primeros mates los que salen tan calientes.
-¿Entonces porque me diste el segundo?
-Para que te quemaras.
-Sos una bruja.
-Feliz de serlo.
Rió.
-¿A tus compañeros les gusta?
-A Lukas le hice lo mismo que a vos. No volvió a probar. A Natalie le hice algo parecido. Llega un momento en que el mate “se lava”, o lo das vuelta, o tomas lavado, o no tomas más. El mate lavado, es un asco. Es peor que quemarte la lengua. La otra vez se me había lavado, y lo iba a guardar y Nat me preguntó si podía probar, y como tenía ganas de reírme, le cebé uno lavado. Estuvo diez minutos escupiendo en el baño.
-De verdad, sos una bruja.
-¿No te diste cuenta que no me afecta que me digas eso?
-Volvamos a las preguntas. ¿Cuándo es tu cumpleaños?
-El siete de mayo.
-Ah. Falta poquito. ¿Qué queres que te regale?
-Nada. –dije tajante y sin pensarlo. –No necesito, ni quiero nada.
-¿Le puedo regalar el pasaje a tus amigas para que vengan?
-¡¿Qué?! ¡No! ¡¿Estas loco?!
-¿No te gusta la idea?
-Sería genial, pero…no te lo permito.
-No entiendo que tiene de malo.
-Los pasajes son muy caros. Además, me acabas de conocer.
-¿Qué tiene que ver?
-Que ya me estas ofreciendo traerme a mis amigas desde el otro lado del mundo.
-Puede ser. Pero es que yo las quiero conocer.
-Vos vas a estar de gira por otro continente.
-Me había olvidado. Igual, quiero regalarte algo.
-Yo no quiero que me regales nada.
-Esta bien.
No volvimos a hablar hasta llegar a la facultad.
-Esta tarde te vengo a buscar.
-Como quieras.
-Tenes que hacer que Bill pruebe el mate.
Sonreí, me incliné y le dí un beso en cada mejilla.
-¿Cuántos autos tiene?
-Hola Natalie, a mi también me alegra verte.
Sonrió. Comenzamos a dirigirnos a clase.
-Me gusta más el Cadillac.
-El Audi es más lindo.
-¿Cuál Audi? –Dijo Lukas
-El del vecino de Emmy.
-¿Tiene un Audi también? ¿Cuál?
-Un r8, y el hermano un q7… y un BMW.
-Me había olvidado que habías dicho que tenía un hermano. ¿Me lo presentas?
Lukas y yo reímos. Entramos a clase. A las cinco menos diez salimos. Tom me estaba esperando, fumando, recostado en el capó del deportivo.
-Hola. –dije sonriendo.
-Hola. ¿Cómo te fue? –Preguntó mientras me abría la puerta del auto.
-Bien.
Tom arrancó, vi por la ventanilla como Natalie sonreía con picardía.
-¿Queres cenar con nosotros hoy? –Hice una mueca de disgusto. –Podes llevar algo si queres.
Sonreí.
-Esta bien. Pero también te ayudo a cocinar.
-Dale. Voy a ver si es verdad que sabes cocinar.
El viaje continuo entre silencios y risas estúpidas, sin sentido. Llegamos a nuestro piso.
-Dentro de un rato voy.
-Bueno. Te veo en un rato.
-No empieces a cocinar sin mí.
-No cocino hasta que vos vayas.
Entré hacía mi apartamento. Me dí una ducha rápida. Bajé y compré muchas cosas, ya que no sabía que íbamos a cocinar. Volví a subir, golpee en el apartamento de los chicos.
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
pain-of-love

avatar

Mensajes : 148
Fecha de inscripción : 06/03/2010
Edad : 28
Localización : montevideo

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Miér Jul 28, 2010 8:54 pm

hola!!!
te kedo de masss el capii, q bueno q lo subisteee,valio la pena esperar Smile
ojala q puedas subir otro prontoo.
q andes bien!
besoosss
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
manetokita

avatar

Mensajes : 49
Fecha de inscripción : 07/03/2010
Edad : 24
Localización : Humanoid city!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Sáb Ago 07, 2010 10:13 pm

no me podes dejar con la intriga!!!
...aww tengo una pregunta!!!...jaja..okok...
cuando se vana dar el primer besitoo???...jejejjeje..
es q toy ansioisa..pero AMO este fic!!!...awww..toy ansiosa...
quiero saberq va a pasar despues...


Bueno cuidate muchoooo!!

besotesss.!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Vie Ago 27, 2010 9:54 pm

Capitulo 10

-¿Te compraste el supermercado entero?
-Hola Bill.
-Hola. –Se movió para dejarme pasar. –Dame algunas bolsas que te ayudo. Vamos a la cocina.
Dejamos todo.
-¿Te das cuenta que es exagerado todo lo que compraste?
Me encogí de hombros.
-Puede ser. Pero ayer ni siquiera tomaron un trago de lo que yo había traído.
-Sigue siendo exagerado. –Su celular sonó. –Hola Gustav.
Bill seguía hablando cuando Tom apareció. Me sonrió.
-¿Con quién habla?
-Con Gustav.
-Ah. –Miró las bolsas del supermercado. - ¿Todo eso trajiste vos? –Asentí. –Es mucho. No le vamos a dar de comer una escuela o algo así.
-¿A una escuela?
-No se me ocurrió otra cosa.
Reí. Bill colgó.
-Gustav viene a comer.
-Genial somos cinco.
-¿Cinco? ¿No sabes contar? Somos cuatro.
-Andreas también viene. Somos cinco. Wow, otra vez te equivocaste.
-Porque no sabía. De haber sabido no me habría equivocado.
-Son solo excusas. –Reí. -¿Y el mate?
-No lo traje.
-¿Por qué? Te dije que lo trajeras. Bill tiene que probar.
-Esta bien. Voy a demorar porque lo tengo que aprontar.
-Lo aprontas acá.
Mientras iba hacía la puerta escuché como Bill preguntaba lo que era el mate. Sonreí. El mate estaba en la cocina, donde yo lo había dejado. Lo saqué de la matera, le tiré la yerba, y lo lavé, vacié el termo, agarré el tarro chico que estaba lleno de yerba, volví a salir. Recostado en el marco de su puerta me esperaba Tom. Le sonreí al verlo, él me devolvió la sonrisa.
-¿Tan ansioso estabas?
-No. Estaba aburrido. En seguida que te fuiste, Bill se fue a buscar a Andreas. -Entramos. –Se le rompió el auto.
-Ah. ¿Por qué no usa el Audi de Bill?
-Ahora que lo decís… es raro que no se lo haya pedido.
-Capaz le tiene miedo, igual que Bill.
-Debe ser eso. ¿Qué? ¿Por qué me miras así?
-No lo decía en serio.
Me sonrió. Dejé el mate en una mesa. Sacamos todo lo que había comprado de las bolsas.
-¿Qué vamos a cocinar?
-No sé. Como vos querías ayudar a cocinar pensé que tenías una idea.
-Mm… podemos hacer… -“¿Cómo se decía?” –Guiso. –lo dije en español.
-¿Se supone que sé lo que me dijiste?
-Es que no me acuerdo como se dice en alemán.
-No importa. Cocinamos eso, aunque no tengo idea lo que es.
Tom me dio un delantal, nos lavamos las manos.
-Vos me vas a decir lo que tengo que hacer, ¿no?
-Si, yo te digo. Seguí mis indicaciones y va a salir todo bien.
-Me cuesta confiar en esas palabras.
Le tire con el repasador. Rió. En ese momento llegaron Bill y Andreas.
-Volví.
-Hola Emily. ¿Cómo estas?
-Todo bien, Andreas, ¿vos?
-Bien. Sin resaca. –Reímos.
-Ya se saludaron, ahora ustedes se van. Emmy y yo tenemos que cocinar.
Entre risas Andreas y Bill se fueron a mirar una de las películas que habían alquilado cuando volvían a la casa.
-No te pongas celoso Tommy. Dije que iba a cocinar con vos, eso voy a hacer.
-Primero: soy Tom, no Tommy. Segundo: no me puse celoso. Es que estoy ansioso por ver como cocinas.
Reí. Comenzamos a cocinar. Tom seguía mis indicaciones a la perfección. En el momento en que Tom estaba picando zanahorias llegó Gustav, después de hacerle algunas bromas a su amigo, se fue a la sala con Bill y Andreas. Un rato después Tom y yo estábamos sentados esperando que el guiso se cocinara.
-Es rico, ¿verdad?
-Obvio. Es lo mejor cuando hace frío.
-Voy a tener que aprender a hacerlo yo solo.
-No es difícil. Yo te enseño, y vos me enseñas a cocinar lo que cocinaste ayer.
-No hay trato. Ya te dije, es mi receta secreta.
-¿Sabes donde te la podes meter?
-¿El qué?
-Nada. Cuando yo digo algo en español, no tenes que preguntar.
-A menos que este borracha. –interrumpió Andreas.
-¡Fuera de mi cocina Andreas!
-No es tu cocina. Es la de Tom y Bill.
-Si. Pero ¿quién cocina hoy? Yo. Así que, es mi cocina.
-¿Tom?
-A mi no me metas. Es su cocina.
Le sonreí triunfante.
-Yo solo quiero algo de tomar.
-No me interesa. Estas en mi cocina.
-Bruja. –dijo Tom cuando su amigo ya se había ido.
-Ya te dije, feliz de serlo.
Sonrió. Me paré y fui a revolver la olla.
-¿Le falta mucho?
-Puede ser. Hay que esperar que la papa se haga.
-Es que el hambre me pone de malhumor. –Lo miré. Sonrió maliciosamente, haciendo uso de la frase que yo había dicho el día anterior. –No es para que te enojes.
-¿No tenes música?
-Mm… si los chicos terminaron de ver la película pongo en el stereo.
Me sonrió, y sirvió refresco en un vaso, el que le iba a llevar a Andreas.
-Te has ganado una enemiga muy poderosa. –Dije, mirándolo con ojos entrecerrados y los labios fruncidos. Para dar la impresión de “chica mala”.
Rió fuerte y con ganas, lamentablemente no pude resistir reír con él. “Chau “chica mala”, un placer haberte conocido” pensé. Tom fue a la sala, y yo me asomé para ver como iba el guiso. Escuché la voz de Billie Joe cantando “American idiot”.
-¿Te gusta Green Day? –No era Tom, sino Bill, quien preguntaba.
-Si. Pero prefiero 30 seconds to Mars. Jared es más lindo.
-¿Ese es tu criterio para elegir tus bandas favoritas? Que decepción.
Reí.
-Claro que no. Sino no me gustaría casi ninguna banda de Uruguay. Pero ya, en serio, prefiero 30 seconds to Mars, no por Jared, la música me gusta más.
-Creo que no se llevan.
-Karen, una de mis amigas, me dijo que Billie Joe, había hablado mal de Jared. La molestó bastante. Le encantan las dos bandas. A mi también me gustan, pero no tanto como a ella.
-¿Sos fan de alguna banda? Así como tus amigas, quiero decir.
-Amaba La Ley, una banda chilena, pero se separaron. El cantante es solista. He escuchado algunas de sus canciones, están buenas, tienen el estilo de la banda, pero, no es lo mismo.
-Yo no me veo como solista. –dijo pensativo. Me encogí de hombros. –En realidad, no me caen bien a los que se les sube la fama a la cabeza, y dejan al resto de la banda. Si comenzaste una banda es por algo, dejarla porque queres ser el único centro de atención me parece estúpido. Como Amaia Montero, la cantante de la banda española La oreja de Van Gogh, cuando a la banda mejor le iba, se fue para ser solista. Eso es estupidez, no hay otra palabra.
-¿Conoces La oreja de Van Gogh?
-Si. ¿Por qué tan sorprendida?
-Es que no pensé que los conocieras.
-Las letras me encantan.
-¿De qué hablan? –preguntó Tom, entrando en la cocina.
-De lo bien que quedarías con mis pantalones. –Tom alzó una ceja. –En serio, deberías probar, son muy cómodos.
-¡Fuera de la cocina!
-¡Hey! Es mi cocina. Solo yo puedo echar.
-Te regalo la cocina y no me dejas echar a mi hermano. Fea la actitud.
-Perdón Bill, pero tiene razón.
Bill se fue, algo confundido.
-¿Esta pronto?
-M’ijo, no seas tan impaciente.
-Cuando hablas en español no tengo que preguntar, ¿verdad?
-Dije que no seas tan impaciente.
-Es que tengo hambre.
-Encarga una pizza.
-Podríamos haber hecho desde el principio.
-¿Dónde queda el placer de cocinar y taparte la boca?
-¿En tu bolsillo?
No pude evitar reír.
-¿Qué? –Le pregunté a Tom, que me miraba sonriendo.
-Nada. Me gusta como te reís.
-Ya me lo dijiste.
-Ya sé. Sólo te lo recordaba.
-¿Por qué tanto interés en que lo recuerde?
-¿Eh? Ah. Para que te des cuenta lo mala que sos conmigo. Vos me tratas mal, y me peleas, y yo te trato bien y te digo lo hermosa que sos.
-¿Lo hermosa que soy? Nunca me dijiste eso.
-¿Eh? ¿Cómo que no? Te lo dijimos, con Bill. –Tom comenzó a ponerse nervioso. –El otro día, cuando salimos, los tres juntos. Te dijimos que nos habías caído re bien.
-Nunca me dijeron eso. Y aunque lo hubieran hecho, no es lo mismo que decir que soy hermosa.
-Bueno, algo de eso era. ¿La comida todavía no esta?
Lo mire un segundo confundida, y mire la olla con el guiso.
-Casi. Pero, ya habría que acomodar la mesa.
-Yo me encargo.
Me sonrió y se dedicó a arreglar la mesa para comer.
-La mesa está lista. –Dijo después de unos minutos.
-Bueno. Ya casi está. Tom yo…
Tom se había ido. Cuando la comida estuvo pronta llevé la olla hasta la mesa. Todos se sentaron en la mesa. Serví.
-Parece rancio.
-Gracias a ese comentario te vas a comer dos platos Andreas.
-Era broma. Se ve delicioso.
-Entonces te vas a comer dos platos. –Antes de que proteste, agregué. –Ya que te parece delicioso.
-No importa lo que diga, me vas a hacer comer dos platos.
Le sonreí con malicia. Serví y me senté. Comí la primera cucharada, y después que yo tragué los chicos probaron. Comimos mientras hablábamos de todo un poco. Tom se mantenía distante, hablaba poco, y se había sentado lo más alejado de mí que pudo. Estaba confundida.
-¿Quién lava? –Pregunté mirando a los chicos.
-Vos. Si vos cocinas, vos lavas.
-Yo no pienso lavar. Ya cociné. Y por lo visto les gustó, porque se comieron todo.
-Vos me obligaste a comer dos platos.
-¿Quién yo? Yo no.
-Si dejan ésta discusión estúpida yo lavo.
-Que malhumor que tenes Tom. ¿Qué te pasa?
-Nada. Estoy cansado.
-Yo lavo. Anda a dormir.
-No me molesta Emmy. No te preocupes.
-Bueno, pero déjame ayudarte.
Asintió con la cabeza y se dirigió hacia la cocina. Lo seguí con la mirada.
-Quedan un par de pelis más, ¿no? –Preguntó Gustav, totalmente ajeno a mí.
-Si. ¿Vamos?
Andreas y Gustav se dirigieron a la sala. Mientras Bill y yo continuábamos mirando hacia la cocina.
-¿Sabes que le pasa? –Me preguntó.
-¿Eh? No, no sé.
-¿Te dijo o le dijiste algo?
-No. Ni idea que le pasa.
-Si queres anda a mirar la película que yo lo ayudo.
-No. Esta bien, no me molesta. Pero si queres ayudanos.
-Mejor los dejo solos. Digo, quiero ver la película.
¿Era cosa mía o estaban raros?
Bill se fue hacia la sala y yo a la cocina a ayudar a Tom. Lavamos todo en un incomodo silencio.
-Tom…yo me voy. Estoy bastante cansada.
-Bueno. Espérame un segundo que te acompaño.
Tom fue hasta su habitación y yo a despedirme de los chicos.
-Nos vemos mañana tal vez.
-No creo –respondió Bill. –Como el viernes es el concierto en México, vamos a estar muy ocupados mañana y el jueves.
-Ah. Que lástima.
Los chicos me sonrieron.
-¿Vamos? –preguntó Tom acercándose a mi.
Asentí, me despedí de los chicos. Salí del apartamento y me di la vuelta, pero Tom había salido y cerrado la puerta. Nos dirigimos hacía mi apartamento. Y a estas alturas pensé que Tom iba a entrar, pero se quedo parado, mirando al suelo.
-Me dijo Bill que no nos vamos a ver hasta que vuelvan de México.
-En realidad más. Porque cuando vuelvamos vamos a ir a lo de mamá hasta que empiece la gira por Asia.
-Me estaba acostumbrando a pasar tiempo con ustedes.
Sonrió.
-Yo me estaba acostumbrando a ser chofer.
-Eso no es justo. Yo no te obligo.
Rió.
-Nos vemos. –Se inclino y besó mi frente. Cerré los ojos. –Te voy a llamar seguido.
Le sonreí. Se dio media vuelta y entro a su apartamento.

Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Vie Ago 27, 2010 9:57 pm

pido 1000 disculpas por la demora......espero que haya valido la pena!!!!
voy a tratar de subir más rápido!!!!
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
romib_kaulitz01

avatar

Mensajes : 56
Fecha de inscripción : 05/03/2010
Edad : 27
Localización : .::Humanoid City::.

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Vie Ago 27, 2010 10:50 pm

obvio q valio la penaa!! estubo bueno el capitulo jaja!!!
seguilo prontis si??
beshosh!! Smile
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
pain-of-love

avatar

Mensajes : 148
Fecha de inscripción : 06/03/2010
Edad : 28
Localización : montevideo

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Sáb Ago 28, 2010 3:06 pm

sii te kedo buenisimoo el capi

subiii otrooo pronto xfa

q andes bien!

Smile
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
>Mari<

avatar

Mensajes : 149
Fecha de inscripción : 24/03/2010
Edad : 24
Localización : en Paysandú, muy, muy lejos de mi obseción....(Tom)!!!

MensajeTema: Re: El sueño más dulce   Lun Oct 25, 2010 7:11 pm

Chicas:
quiero aclarar q no abandone el fic....en lo absoluto!!!!
simplemente no he tenido tiempo......asique les digo q no creo que vaya a subir hasta las vacaciones, ok??
perdón!!!! :'(
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: El sueño más dulce   

Volver arriba Ir abajo
 
El sueño más dulce
Volver arriba 
Página 2 de 2.Ir a la página : Precedente  1, 2
 Temas similares
-
» Como un sueño hecho realidad....
» LA CHICA DE MIS SUEÑOS.
» El Dulce Sabor de la Venganza [Joe & Tu]
» Sueños de una artista (Joe y tu)
» El sueño de cualquier músico....

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Tokio Hotel Uruguay :: Otros :: Fan Fictions-
Cambiar a: